Cristóbal R. Moure

"La música no está en crisis"

La llegada de una nueva empresa al ámbito cultural siempre es una gran noticia. El nacimiento, en este caso, de una editorial y un sello discográfico supone una doble alegría. Puede que —junto al periodismo— la industria musical sea el sector que más tiempo lleve inmerso en su reinvención, un reajuste profundo, llamado a desintegrar los viejos parámetros, que también nos indica que la música no está en crisis, todo lo contrario, simplemente necesita que las aguas vuelvan a la calma tras la entrada en escena de galerna digital. Y, sí, la asignatura pendiente sigue siendo el porcentaje económico que han de percibir los creadores, los auténticos protagonistas del negocio. Hablamos de todo ello con Cristóbal R. Moure (Tolón, Francia, 1973), gestor de Movistar Sound, la flamante iniciativa de Telefónica y Movistar+ para impulsar la creación musical española y apoyar a nuestros talentos.

Cristóbal R. Moure nació y se crio en el sur de Francia. Con 17 años, él y su familia volvieron a Galicia, su tierra de origen. Allí empezó su nueva etapa, que vino a coincidir con el arranque de su vida profesional. La televisión y la música que suena en televisión se convirtieron en el camino. Primero, en TVG; después, en TeleMadrid y, más tarde, en el mítico Canal+, donde Cristóbal desarrolló una carrera de más de veinte años. Además de compositor de éxito para publicidad, hoy es el responsable de la gestión musical del grupo Telefónica y el feliz impulsor de Movistar Sound. ¡Play!

¿Qué es Movistar Sound?
A raíz de la compra, hace cinco años, de Digital+ y Canal+, Telefónica empezó a centrarse fuertemente en la producción de contenidos, sobre todo contenidos musicales ya que muchos de nuestros productos necesitaban las mayor parte de las veces músicas propias, creadas ad hoc. De esta forma, se decidió establecer una editorial a la que yo me incorporé hace dos años como gestor. En todo este tiempo, hemos ido creciendo hasta convertirnos en una gran área de gestión musical dentro de la compañía a la que decidimos, a finales de 2019, añadirle un sello discográfico. Vimos que a la editorial empezaban a llegar propuestas muy interesantes de artistas emergentes con mucho talento y que era una pena no poder ayudarles a desarrollar sus carreras.

Como sello, Movistar Sound tiene dos objetivos: poner en valor el talento emergente que nos llega —ayudándole a producir y a promocionar sus trabajos: discos, vídeos…— y darle protagonismo a todos los contenidos musicales que nosotros mismos generamos para no tener que recurrir a terceros. Por ejemplo, nosotros nos encargamos de la parte musical de todas las campañas de Telefónica y nos daba mucha pena que las composiciones que creábamos cayeran en el olvido. La gente nos decía: «Oye, ¿de quién es esa canción tan chula que sale en el anuncio?». Pues, siendo literales, de Telefónica; pero a la hora de atribuírsela a un artista… de nadie, porque no había opción de descargártela ni de conseguirla. Con el sello Movistar Sound, entre otras cosas, corregimos este tipo de situaciones.

La industria musical tradicional está en crisis, de hecho, la fórmula tradicional puede que ya ni exista. ¿Cómo debe comercializarse hoy día la música?
Indudablemente, hoy el foco principal está en lo digital, todo se mueve en las grandes plataformas digitales. Pero también es cierto —casi diría que a nivel fetichista— que el vinilo y las ediciones para coleccionistas están redefiniendo su nueva existencia. Lo que nos llevó a la siguiente conclusión: si componemos tres temporadas para una serie, ¿por qué no editar un vinilo con esa banda sonora en un formato de lujo? No estamos hablando de grandes tiradas.

«Pero volviendo a la pregunta: nuestro foco es absolutamente digital. Más que de crisis en la industria musical, yo hablaría de una profunda transformación que está durando muchos años y en la que aún seguimos inmersos. Si te fijas, las grandes cifras de la industria —más allá de este momento pandemia— no dejan de subir. La música está moviendo más dinero que nunca»

Vincent Miras + Cristóbal R. Moure = Movistar Sound ©

Sin embargo, hablas con los grupos y todos se quejan de que, prácticamente, su única fuente de ingresos son las giras y los conciertos.
Totalmente cierto, pero la industrial musical no solo son los grupos, son las discográficas, son las distribuidoras, las aplicaciones… Hay muchos agentes dentro de la música. 

«La industria musical no está en crisis, lo que está en crisis es el modelo de reparto que sigue en plena transformación»

Aún nos quedan por vivir algunos cambios importantes. El reparto está pendiente de recolocarse, digamos que aún permanecen partes opacas que deben clarificarse, pero lo cierto es que la gente consume más música que nunca y eso siempre es positivo.

¿Cómo detectáis nuevos talentos en Movistar Sound?
De momento, somos un equipo pequeño y las nuevas propuestas nos llegan de diferentes maneras. Mi compañero, Vincent Miras, mánager de sincronización, y yo somos los encargamos de detectar ese nuevo talento, ambos somos músicos y compositores. Los artistas, de motu propio, nos envían sus trabajos o, desde la propia compañía, desde otros departamentos, nos hacer llegar sugerencias. Nuestro objetivo es crear un catálogo muy amplio que podamos sincronizar con nuestros contenidos; se trata de contar con muchas propuestas de calidad que puedan encajar en una serie, en una campaña, en un programa de entrevistas o en una retransmisión deportiva. Con la editorial firmamos muchos proyectos y con el sello nos hemos comprometido a sacar cinco o seis proyectos al año. Digo que somos un equipo pequeño, pero la verdad es que contamos con el apoyo inmenso de toda la compañía, del departamento jurídico al de comunicación, del equipo de realización al de fotografía o markéting, y así en todo. Contamos con todos los recursos de Movistar+ y Telefónica. No somos una major, pero tampoco un sello independiente.

Háblanos, por favor, de los primeros grupos que ya forman parte del catálogo de Movistar Sound.
Nuestra primera incorporación se llama Izzy y es una chica de Cádiz que más bien parece nórdica, tanto por su aspecto físico como por su manera de interpretar; de hecho, estudia en Copenhague. Izzy es una mujer maravillosa, con una voz excepcional, y con un perfil muy difícil de encontrar aquí en España; es una artista a medio camino entre Adele y Florence Welch, de Florence + the Machine. Con Izzy publicamos un tema el año pasado y tenemos un álbum preparado a punto de salir; además, fue la voz de la campaña de Navidad de Telefónica. La descubrimos a través de un amigo músico. Digamos que el flechazo fue absoluto.

Izzy: un milagro made in Spain listo para deslumbrar © Movistar Sound

También hemos lanzado a Red Passenger, un grupo de Málaga que practica una suerte de jazz-funky muy atractivo. Hemos sacado un tercer disco, Lottogatika, que por momentos remite a Ennio Morricone o a las bandas sonoras del cine de John Carpenter. Son, sencillamente, fantásticos.

Desde Málaga con amor. Red Passenger practican cooljazz, electrónica, neosoul, hip-hop y hasta algo de pop neorromántico envueltos en una aura muy setentera © Movistar Sound

Y lo último que hemos hecho es presentar el single de Yogures de Coco, que son una banda indie madrileña al que acaba de producirles el nuevo álbum Manuel Colmenero, el productor de Vetusta Morla. Un discazo con cinco o seis hits que no va a pasar desapercibido. Tenemos grandes planes para ellos.

Yogures de Coco: abre la boca, esta por papá, esta por mamá… © Movistar Sound

Y a finales de este mes de agosto lanzamos a Dani Red, que es un artista nuevo con un sonido urbano muy diferente que nos encanta.

Dani Red © Manu Sevillano

Por cierto, ¿eres el responsable de la playlist que, mes a mes, suena en la guía / pantalla inicial de Movistar+?
Esa playlist, que es estupenda, es responsabilidad del equipo de ambientación musical, con los que trabajamos mano a mano. Nosotros, Movistar Sound, cuando lanzamos a un artista o la banda sonora de una nueva serie, tenemos facilidad para estar ahí, siempre y cuando nuestras propuestas encajen con su libro de estilo y con sus exigencias de calidad. En verdad, siempre lo conseguimos porque dentro de la compañía trabajamos muy alineados en cuanto a los estándares de calidad. Los grupos siempre nos comentan que cuando les metemos un single ahí su nivel de descargas vía Shazam se dispara. Estar ahí es la bomba.

¿Hay algún género que no tenga cabida en Movistar Sound?
No nos ponemos limitaciones de estilo. Buscamos sonidos que nos gusten y que, potencialmente, sean sincronizables con los contenidos de la casa; que lo mismo nos puede pedir un tango que unos coros rusos. Nosotros no buscamos el pelotazo del verano, buscamos talento y calidad que, en un momento dado, puedan encajar con nuestros contenidos.

«Esa es nuestra misión y este otoño entraremos fuerte. Tenemos cosas muy potentes que ofrecer»

Si tienes un proyecto musical interesante —interesante de verdad— deberías ingeniártelas para que R. Moure llegue a escucharlo. © Movistar Sound

0%