De nexos y culpables

Ignacio Lobera

¿Qué tienen en común personajes míticos como Prometeo, Aracne, Sísifo o la mismísima Eva primigenia con ‘celebridades’ reales como Hipatia de Alejandría, Egon Schiele, Pier Paolo Pasolini, Julian Assange o la exmodelo Karen Mulder? Nada y todo gracias a Ignacio Lobera (Logroño, 1989), nuestro protagonista.

La historia de la humanidad se asienta sobre héroes y vencidos. Son estos últimos sobre los que Lobera pone el foco en su serie de dibujos ‘People With Beautiful Eyes’ —hasta el 20 de noviembre en la sala de exposiciones del Jardin Rouge de la Montresso Art Foundation de Marrakech—. Ayer, hoy y siempre, nuestro mundo necesita culpables y castigos. Cabe preguntarse cuánta responsabilidad recae sobre cada uno de nosotros cuando miramos hacia otro lado.

Esta es la crónica de un joven artista español frente a su primera exposición individual internacional, un Ignacio Lobera en estado puro capaz de llevar la potencia de su trazo y de sus líneas perfectas hasta el máximo de la mínima —y por tanto más poderosa— expresión. Una obra sincera en la que distorsiones y perspectivas nos permiten ver —sin ser vistos— lo que nadie cuenta.

Por Rosario Fernández

La muestra ‘People With Beautiful Eyes’ que acabas de presentar en Marrakech es el resultado de tu tercera estancia en Jardin Rouge, residencia de artistas de la Montresso Art Foundation. ¿Qué te llevó hasta allí?
Antes de llegar a Jardin Rouge, conocía Marrakech por una breve estancia que me supo a poco, pero me llenó de interrogantes, fascinación y respeto. Descubrí Montresso y Jardin Rouge por azar. Mi primera residencia sirvió para que una gran venda cayera de mis ojos.

«Reconozco que tenía una imagen estereotipada de la cultura marroquí, pero Marrakech y su ritmo vibrante —lleno de contrastes y ángulos de aproximación— me han cambiado por completo la percepción»

Aquí el día y la noche son como Jekyll y Hyde, dos ciudades completamente fascinantes en una sola. Desde entonces, mi ansiedad por profundizar en la cultura y en la esencia del pueblo marroquí no ha dejado de ir a más.

El artista logroñés Ignacio Lobera, de 31 años, cuelga en Jardin Rouge la serie de dibujos ‘People With Beautiful Eyes’ © influyo_

Tu relación con el dibujo resulta de lo más especial. Háblanos por favor de tu trayectoria y de cómo el dibujo se convirtió en tu principal medio de expresión.
Soy el tercero de seis hermanos y, aunque resulte entretenido, muchas veces necesitaba aislarme del ruido y estar en silencio creando un mundo propio para entender el que me rodeaba.

«El papel y el dibujo siempre han estado conmigo en mis momentos más introspectivos, siempre han sido mi catarsis»

La familiaridad y la calidez del papel, ese soporte tan frágil y delicado, me conecta con mis momentos especiales de abstracción. Sin ellos no entendería la existencia.

Julian Assange es uno de los protagonistas de ‘People With Beautiful Eyes’, serie de dibujos de Ignacio Lobera que ahonda en los nexos entre las tragedias clásicas y las contemporáneas: necesidad de un culpable, un motivo y un castigo. 152 x 111 cm. Técnica mixta sobre papel © Montresso Art Foundation

La línea es un elemento decisivo en tu obra y en tu trayectoria. En ‘People With Beautiful Eyes’ vas mucho más allá ya que reduces al máximo los elementos gráficos para sublimar lo esencial a través del gesto. ¿Lenguaje en construcción?
Exacto. Se trata de ser uno mismo. Es como cuando aprendes a escribir y con el paso del tiempo vas definiendo tu personalidad: un tipo de mayúsculas, una forma de enlazar los caracteres o tu propia firma.

«Mi búsqueda persigue la esencia a través de la libertad y la toma de decisiones de las que te vales en el acto de compartir tu percepción del mundo»

Es cómo decides escribir una palabra o cómo trasladas a las dos dimensiones una forma real o imaginaria. La síntesis de la línea elimina cualquier elemento innecesario para desvelar una figura con los vacíos que genera el grafismo.

«Me gusta plantear desafíos, quiero que el espectador descubra la escena que está más allá de lo que a simple vista puede ver. Mi obra no solo es dibujo abstracto, siempre hay algo más»

Ignacio Lobera y su serie de culpables. ‘People With Beautiful Eyes’, hasta el 20 de noviembre de 2021 en la Salle des Casques de Jardin Rouge – Montresso Art Foundation – Marrakech © influyo_

Más allá del gesto, tu obra es también un gran ejercicio narrativo. ‘People With Beautiful Eyes’ ahonda en los mitos de nuestra memoria colectiva. ¿Qué nos estás contando?
Los arquetipos clásicos, los mitos y las leyendas, siempre han estado presentes en nuestra memoria colectiva apelando a nuestros actos más primitivos. Ahondan en nuestras emociones más profundas y oscuras y hacen que nos mostremos de manera animal y apasionada.

«Las tragedias, al leerlas con distancia —desde ópticas mitológicas o fantásticas—, nos producen fascinación porque queremos entenderlas como historias lejanas, pero no es así. El exilio, la venganza o la tortura siguen entre nosotros. Nunca se han ido»

Probablemente, dentro de miles de años, la tragedia de Lady Di será narrada como forma de mito.

‘El castigo de Eva’ de Ignacio Lobera. 152 x 111 cm. Técnica mixta sobre papel © Montresso Art Foundation

Al sumergir al espectador en tus historias no dudas en utilizar procesos cinematográficos como el teatro de sombras —en forma de cajas de luz— o el plano secuencia. Invertir los papeles tradicionales y utilizar el dibujo como un fin y no como un medio, ¿es tu particular homenaje al cine?
Absolutamente. Desde siempre me ha encantado el cine, de hecho tengo en mente un proyecto audiovisual. El movimiento y el tiempo dominan esta disciplina. Me gusta transportar al papel técnicas o sensaciones percibidas a través de medios como el cine, la fotografía o el teatro. Cada soporte proporciona una interpretación distinta, una emoción diferente.

«Me fascina plasmar sobre el papel imágenes entendidas para otras disciplinas y comprobar cómo ese ejercicio proporciona nuevas perspectivas, nuevas visiones»

Jugar a mezclar diferentes disciplinas es lo más enriquecedor de la práctica artística. Por eso hago lo que hago.

Ignacio Lobera bajo el sol de Marrakech © influyo_

La noción de culpa asociada al castigo está omnipresente en esta nueva serie, ¿por qué decidiste explorar este sentimiento en particular?
Quizá el hecho de despertarme cada mañana para coger el mismo vagón de metro, a la misma hora y con la misma gente a la que nunca llegaré a conocer, tenga algo que ver.

«Cuando te sientes atrapado en un loop de estas características llegas a pensar que lo que estás viviendo no es otra cosa que un castigo griego. Pero… ¿por qué? ¿Qué he hecho mal para tener que soportar este padecimiento? Y, sobre todo, ¿por qué las personas que intentan escapar de su alineamiento acaban siendo juzgadas y oprimidas?»

‘Delicate situation’ de Ignacio Lobera. 80 x 120 cm. Caja de luz. Acrílico sobre papel © Montresso Art Foundation

También trato de entender el sentimiento de culpa del individuo que ha juzgado y dictado sentencia contra un semejante que quiso liberarse del poder que le asfixiaba. Pero sobre todo quiero ahondar en el sentimiento de los otros, los que se han sentido juzgados o a los que el miedo ha paralizado. Mi trabajo pretende representar a estos dos antagonistas y evidenciar que todos contamos con la herramienta de una hermosa mirada con la debemos transgredir —en la medida de lo posible— las normas que nos oprimen.

Piedra de Sísifo + skate de Julian Assange + granada de Eva + pájaro de Prometeo = instalación efímera de ‘People With Beautiful Eyes’ de Ignacio Lobera © influyo_

0%