influyo © shanon lopez / tomás loyola

inspiro

Parece fácil pero no lo es. Inyectar afectos, ideas y esperanzas en el ánimo de los demás no está al alcance de cualquiera. Preferimos a personas capaces de ilusionar a otras personas, gente generosa por naturaleza que hace crecer a quienes le rodean. Buscamos buenos árboles con sombras luminosas.